La Cartomancia

(No solo se echa el tarot, hay más tipos de Barajas)

    Existen múltiples múltiples formas de echar las cartas, tantas como naipes tiene la baraja. ello se debe a que si bien el origen de la cartomancia parece estar en oriente, con posterioridad múltiples civilizaciones, como los egipcios, los romanos y después los franceses, los germanos, los ingleses, los italianos y los españoles entre otros, se sirvieron de ella. Paulatinamente, cada una de estas culturas sistematizó su propio método de "tirar o echar las cartas".

   1er MÉTODO

   La persona consultante debe barajar las cartas. Después, el consultante corta el mazo de cartas con la mano izquierda y hace dos montones, que a juntar (también con la mano izquierda), poniendo el mazo de la derecha encima de el de la izquierda, para entregárselo al vidente.

    El vidente toma finalmente el mazo y extiende la totalidad de la baraja boca abajo frente a él. Acto seguido, el consultante, debe formular la pregunta que desea y levantar una carta al azar. El vidente interpretará, en primer lugar, los estímulos que percibe de cartas y, después, el significado del dibujo de esta.

    Este acto debe repetirse tantas veces como preguntas sobre el futuro desee efectuar el consultante. A veces el vidente necesita que en vez de una se levanten tres o más cartas para precisar con cierto detalle la respuesta.

   2º MÉTODO

   Existe la variante de echar sólo 13 cartas escogidas al azar por el consultante. El vidente las extiende ante sí en forma de abanico y colocadas boca arriba y colocadas Boca arriba. Acto seguido el consultante puede formular una pregunta sobre lo que desee saber, o puede no hacerlo. Con pregunta o sin pregunta el vidente efectuará una lectura, analizando su significado esotérico. Se puede repetir la operación tantas veces como cosas desee saber o preguntar el consultante.

    BARAJA ESPAÑOLA

    El sistema de "tirar las cartas" con la baraja española se basa en la utilización de 28 cartas específicas. Deben de utilizarse siete cartas de los cuatro palos: oros, copas, espadas y bastos. Éstas han de ser: los 7, los 8, los 9, las sotas, los caballos, los reyes y los ases. Como método de trabajo puede emplearse cualquiera de los expuestos arriba.

    En el caso de la baraja española es muy importante tener en cuenta si las cartas, al ser levantadas, salen de frente o al revés. Es fundamental que el vidente mantenga la posición de la baraja tal y como se la ofrezca el consultante.

    la simbología de la baraja española se basa en los números y en las figuras más que en colores. Su significado es el siguiente:

            PALOS

    Oros:
   
Éxito, dinero, bienestar material, felicidad, etc.

    Copas:
   
Relaciones amorosas, sentimientos, amistades, relaciones humanas, etc.

    Espadas:
   
Salud, enfermedades, desgracias, pérdidas, problemas, preocupaciones, etc.

    Bastos:
  
Actividad comercial, negocios, viajes, desplazamientos, reuniones, gestiones, etc.

            CARTAS

    Siete:
   
Al derecho: Recibirá noticias muy buenas.
    Al revés: Será calumniado, desacreditado.

    Ocho:
   
Al derecho: Tendrá suerte en el amor. Satisfactorias relaciones sentimentales.
    Al revés: Tendrá que hacer grandes esfuerzos para conseguir algo.

    Nueve:
  
Al derecho: Relación negativa con otra persona del trabajo o familia. Relación peligrosa con una mujer, pasada, presente o futura.
    Al revés: Tendrá dificultades con su familia.

    Sota:
    Al derecho: Efectuará un corto viaje.
    Al revés: Un viaje con muchas complicaciones.

    Caballo:
  
Al derecho: Le tendrán muy considerado, se hablará muy bien de usted.
    Al revés: Noticias desagradables.

    Rey:
  
Al derecho: Se encontrará con un enemigo peligroso; atención y cuidado.
    Al revés: Va a tener una fuerte pelea.

    As:
  
Al derecho: Recibirá prontas noticias.
    Al revés: Recibirá malas noticias.

 

        BARAJA INTERNACIONAL

   En el caso de que utilice la baraja internacional hay que tener en cuenta que los símbolos son: corazones, diamantes, picas y tréboles.

        PALOS

    Corazones:
   
Relaciones humanas, vida sentimental, amor, amistad, vida social, etc.

    Diamantes:
   
Mundo profesional, negocios, relaciones en el trabajo, etc.

    Picas:
  
Aspectos negativos de la vida, problemas, salud, trastornos emocionales, traiciones, etc.

    Tréboles:
  
Cuestión crematística, dinero, poder material, enriquecimiento, ego, imperio económico, etc.

    Con esta baraja se pueden utilizar las 52 cartas que la componen, Es importante tener en cuenta también la posición de cada una de ellas en el momento de la tirada, por si salen apareadas o no. Con objeto de ser fieles al significado del simbolismo interpretativo de las mismas.

       CARTAS

    Sietes:
   
Dos: Aparición de un viejo enemigo.
    Tres: Eminencia de peligro
    Cuatro: Muchas enemistades, perdida total de amigos, etc.

    Ochos:
   
Dos: Período de ansiedad personal, estrés, nervios, etc.
    Tres: Ansiedad y tensiones, etc.
    Cuatro: Auténticos problemas, serios quebraderos de cabeza, sufrimientos de todo tipo, etc.

    Nueves:
   
Dos: Pequeño éxito, esperanza, etc.
    Tres  Éxitos firmes, período fructífero, sosiego, etc.
    Cuatro: Grandes éxitos, y muy buena suerte, período fértil, etc.

   Dieces:
  
Dos: Posibilidad de ingreso inesperado, cobro fortuito, etc.
    Tres: Aumentos financieros, buenas recaudaciones, etc.
    Cuatro: Muy buenos ingresos, aumento de sueldo, período monetario muy positivo, etc.

    Jotas:
  
Dos: Algunas peleas, disputas, discusiones, mal humor, etc.
    Tres: Disputas y peleas familiares, discusiones, etc.
    Cuatro: Grandes peleas, broncas, insultos, ataques, etc.

    Damas
   
Dos: Víctima de comentarios despectivos, de críticas, de murmuraciones, menosprecio, etc.
    Tres: Fuertes discusiones, líos comerciales, disputas, etc.
    Cuatro: Involucrado en un escándalo de gran magnitud.

    Reyes
   
Dos: Pequeño triunfo comercial, esperanza, etc.
    Tres: potencia comercial positiva, ganancias en negocios, aumento de trabajo e ingresos, etc.
    Cuatro: Aspectos muy favorables, negocios espléndidos, etc.

    Ases:
   
Dos: Unión sentimental, matrimonios, enlaces, etc.
    Tres: Triunfo profesional, celebridad personal, etc.
    Cuatro: Seguridad en uno mismo, dominio total de la vida, autocontrol, felicidad, riqueza, éxito total, etc.

    Con este sistema de echar las cartas se puede levantar toda la baraja, ponerla boca arriba y agrupar las cartas iguales que vayan apareciendo por orden cronológico. Así, al final, descartaremos el resto de la baraja, menos los montoncitos en los que hayan salido 2, 3 o 4 cartas iguales. Según sean las cartas agrupadas, el vidente las interpretará relacionándolas con la vida privada y profesional de la persona consultante.

Contenido y Diseño Lois L V  © Copyright 2001 www.lois.infierno.org